$ s

A un año de un gobierno que no arrancó

Axel Kicillof y la Provincia de Buenos Aires. Es complejo juzgar sus aciertos y sus equívocos porque no es totalmente posible determinar en base a qué programa, a qué conjunto de ideas y qué preferencias administra.

Por Maximiliano Abad*

Un año es un cuarto de mandato, pero el gobierno de Axel Kicillof todavía no comienza. Aún no despliega un plan, se sigue moviendo en la incertidumbre. Eso hace que sea complejo juzgar sus aciertos y sus equívocos, porque no es del todo posible determinar en base a qué programa, a qué conjunto de ideas, a qué prioridades gestiona. Un gobierno sin un plan es la mera administración de contingencias, y quizá esta es la clave para analizar el primer año de una gestión vacilante. En este año no hubo progresos, ni planes estructurales, ni inversión de fondo, en ninguna de las áreas del gobierno. No hubo Ley de Presupuesto para 2020, no hubo una hoja de ruta. Y tuvieron tiempo para poner en marcha sus ideas, si las hubieran tenido, porque la primera sesión de la Legislatura bonaerense en la que pudimos expresar las posturas de la oposición fue el 14 de mayo: 5 meses después del comienzo, la mitad de lo que va de su gobierno. (Fuente www.perfil.com).

Fuente Perfil Mirá la nota completa aquí

  • Maximiliano Abad. Presidente del bloque de Diputados de Juntos por el Cambio Provincia de Buenos Aires.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.